REBAJAS - HASTA 50% DESCUENTO

ENVÍO Y DEVOLUCIONES GRATIS

Tu cesta

Tu cesta está vacía

https://availand.com/blogs/news/vigilabebes-para-controlar-personas-mayores

Vigilabebés para controlar personas mayores

El cuidado de nuestros seres queridos, ya sean niños o adultos, es un tema delicado que requiere mucha paciencia y donde toda ayuda es poca. Afortunadamente, hoy en día contamos con las nuevas tecnologías, que ponen a nuestra disposición útiles herramientas para hacer más llevadero el cuidado de personas dependientes o bebés.

En las últimas décadas, la esperanza de vida ha aumentado notablemente, por eso, somos muchos los que nos encontramos en la situación de ser cuidadores, tanto de nuestros hijos, como de nuestros mayores.

El cuidado de las personas mayores

A la hora de estar pendiente de estos últimos, uno de los miedos más comunes es que puedan sufrir caídas o golpes. Para evitarlo, y para poder controlarlos, incluso de noche o cuando estamos en otra habitación, resulta fundamental contar con un sistema de vigilancia, como el Vigilabebés Availand Follow Baby.

Gracias a su visión nocturna, podemos controlar si se levantan por la noche, y poder así ayudarles si necesitan levantarse para ir al baño por ejemplo. Muchas de las caídas de las personas mayores se producen precisamente en horario nocturno, dado que muchos de ellos no quieren encender la luz, o molestar, y terminan cayéndose o produciéndose lesiones por golpes. Esas lesiones pueden ser, desde las más leves como alguna rozadura hasta la temida rotura de cadera. Así pues, si monitorizamos sus movimientos cómodamente desde otra habitación o desde nuestro propio dormitorio, podemos vigilarles mientras realizamos otras tareas o descansamos y evitar situaciones de este tipo.

Además, gracias al sensor de movimiento que lleva incorporado el Vigilabebés Availand, podemos también escucharlos antes de que se levanten y acudir a ver si necesitan algo. Esta función resulta muy útil si estamos compaginando la vigilancia de nuestros mayores con otras actividades en otra habitación. El vigilabebés Availand se activará con el movimiento, con lo que no debemos estar pendientes todo el tiempo, si se produce un movimiento, y por ejemplo, la persona mayor intenta levantarse, nos avisará inmediatamente.

Otra de las preocupaciones fundamentales a la hora de cuidar a nuestros mayores, es que se quiten el pañal, la ropa, o incluso la ropa de cama. Gracias a Availand, podemos monitorizar estas actividades, y acudir a ponérselo de nuevo si se lo han quitado.

Tranquilidad para cuidadores y ancianos

En el cuidado tanto de bebés como de ancianos, resulta imprescindible contar con instrumentos adecuados que nos permitan compaginar sus cuidados con nuestra vida cotidiana, y que no tengamos la sensación de que todo nuestro día se reduce a estar pendientes del cuidado del mayor.

Gracias a sistemas de vídeo comunicación, como el Vigilabebés Availand, podemos por ejemplo estar preparando la comida en la cocina, y el anciano puede encontrarse cómodamente en el salón viendo la televisión. También podemos estar leyendo un libro tranqulamente y el anciano estar durmiendo en su cama.

De esta manera convertiremos su cuidado en una actividad más agradable, y mentalmente nos encontraremos más descansados, ya que no necesitamos estar pendientes de acudir a la habitación donde estén a cada momento. Esta “libertad” contribuye a que disfruten de cierta independencia, que ayuda también a que ellos se sientan menos “carga” para nosotros y a la vez  acompañados y cuidados en todo momento.

En este sentido, resulta también especialmente útil el comunicador bidireccional del Vigilabebés Availand.  A través de este sistema, podemos comunicarnos con ellos y preguntarles si necesitan algo sin necesidad de levantarnos. Esta función además produce un efecto de tranquilidad, las personas cuidadas saben que hay alguien al otro lado que les escucha, no tienen que dar voces si necesitan algo, y descansan mejor ya que se sienten más acompañadas.

Previous post
Next post